Charadrius alexandrinus (Chorlitejo patinegro)

Kentish plover/ Pluvier à collier interrompu ou Gravelot à collier interrompu.

Click en las fotos para verlas a mayor aumento. Click on images to view them larger

Enero a orillas del mediterráneo. La temperatura primaveral invita al paseo, y aunque es mediodía, la playa se queda sola por un momento, hecho que agradecí tanto como el chorlitejo que decidió posarse cerca de donde me encontraba.
Es un macho adulto. Me mira con tranquilidad, se le ve sereno.

El chorlitejo tiene hambre y se dispone a saciar su apetito clavando su pico una y otra vez en la arena para sacar algún pequeño invertebrado (gusano, molusco, crustáceo). Para ello reta al oleaje, se aproxima cuando las olas se retiran y huye rápido cuando éstas avanzan sobre la playa. La danza que mantiene con el mar es muy hermosa y embriaga a quien la contempla.

A pesar de su confianza, de vez en cuando se detiene a observarme para asegurarse de que sólo soy una estatua o una sombra.

Y así pasó un tiempo hasta que volvió a mirarme con una mirada larga y desafiante.

Le bastó un pequeño vuelo rasante para alejarse un poco de mí y de la orilla. Le seguí muy despacio. Parecía esperarme con una expresión de ternura.
Después, decidió sentarse mirando hacia la nada durante unos minutos.


Su última mirada tenía de nuevo un gesto desafiante y de duda ¿seguiría siendo yo una estatua o una sombra? Llegado a este punto, entendí que nuestro juego había terminado. Le dejé sentado sobre el colchón de conchas y pudiera disfrutar plenamente de la tan necesaria soledad de la playa.

Nombre específico: Charadrius alexandrinus. Familia Charadriidae. Orden Charadriiformes. Clase: Aves.

 

Anuncios

36 pensamientos en “Charadrius alexandrinus (Chorlitejo patinegro)

  1. Qué hermosa entrada, Isabel! Y bellísimas fotos del chorlitejo… ¿Un pequeño chorlito? Precioso paseo, no dudo que disfrutaste con tu cámara y esa mirada de ternura… Un fuerte abrazo y gracias por darnos a conocer tan bello momento.

    • A veces los animales nos permiten entablar con ellos una relación de confianza y respeto; generalmente desconfía del los humanos porque les damos muchos motivos para ello.
      Muchas gracias por disfrutar conmigo este ratito en el mar. Un abrazo muy fuerte. Que tengas una buena semana.

    • Hace unos años en esta playa -que tiene una duna muy bien conservada- se podían ver muchas aves; hoy, ni gaviotas. La gente y los perros, incluso en invierno, los espanta. Por ello, como bien dices, encontrarse con un chorlitejo así es una maravilla.
      Feliz semana también para ti. Y muchas gracias.

  2. Me gusta la luz de esas fotos, de la playa, del chorlitejo. Una historia preciosa y real porque a veces uno habla con la naturaleza y con algunos animales se entabla una relación, unos instantes, como la que describes.
    Precioso relato con el chorlitejo.
    Un abrazo

  3. Me gustan tus fotos y tu comentario, Isabel. Es la primera vez que oigo hablar del chorlitejo. Al buscar esa palabra en el diccionario, hallé una referencia a chorlito. Al buscar chorlito en el diccionario, hallé una referencia a chorla. Haciendo una tercera búsqueda, aprendí que chorla es una voz onomatopéyica.

  4. Bonita historia y excelentes fotografías. A estos chorlitejos sí los conozco, y me hacen mucha gracia sus carreras. Fotografié a uno; precisamente hace poco, repasando, vi la fotografía. Me dije: ‘Mira que fotografiar la arena’, hasta que lo descubrí (la foto no es buena; te la quiero mandar haciendo ‘corta y pega’, pero el sistema no me deja).

    Un abrazo fuerte, Isabel.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s